martes, 3 de mayo de 2011

PLANTEAMIENTO



El bullying es de suma importancia para la sociedad contemporánea, más aún en México, que se ha quedado rezagado con respecto a otro países, en donde la población está mejor informada al respecto.
De esta falta de información podemos deducir que la sociedad no se interese por el problema y mucho menos aún por sus causas y consecuencias a futuro, e inclusive, inmediatamente. A lo largo de esta investigación podremos observar que mucha gente tiene una idea muy vaga o nula de lo que es bullying y de sus desastrosas consecuencias.
Este problema es igual de importante que la educación sexual y se debe orientar a los padres al respecto, para que sepan reconocer cuando sus hijos padecen o ejercen el bullying, etc. Porque es necesario decir que no hay un patrón de comportamiento para los agresores y la mayoría de los agredidos no llegan a informar a ninguna autoridad de lo que les está ocurriendo.
Muchos dirán que no tienen nada que ver con este problema o que a sus hijos no les va a pasar, pero la verdad es que nadie está exento de padecerlo y los niños/adolescentes, no son los únicos dañados, sino que toda la familia (como núcleo social básico) se ve agrietada en mayor o menos medida.
Los niveles de bullying cada día son mayores, y muchos niños lo padecen o padecieron alguna vez, no es necesariamente volver con moretones de la escuela ni regresar con la mochila rota, hasta el bullying “menos violento” tiene graves consecuencias y es necesario, tanto por el bien de nuestras futuras generaciones, como por el bien de México en general, aprender a detectarlo y erradicarlo.
Todos somos responsables de lo que pueda ocurrir mañana, no debemos minimizar este problema argumentando que ahora hay cosas más importantes que resolver, hay que recordar que nuestros problemas actuales fueron pequeñeces en el pasado. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada